funeral por los palestinos asesinados durante los últimos ataquesImage copyright Getty
Image caption Mujeres palestinas lamentan la muerte de dos víctimas en medio de un ataque aéreo israelí.

Al menos 11 personas han muerto y otras 10 han resultado heridas en varios ataques violentos en Jerusalén, Cisjordania y Franja de Gaza, durante el fin de semana.
Estos ataques ocurren en medio de una escalada de actos violentos entre ambas partes que ya han dejado al menos 27 personas muertas desde principio de octubre, de los cuales cuatro son israelíes y 23 palestinos.
"El ejército israelí sotiene que Hamas es responsable de cualquier acto de agresión desde la Franja de Gaza", declaró en un comunicado el teniente coronel del ejército israelí Col Peter, tras un nuevo bombardeo aéreo.
Las ofensivas aéreas de Israel en la Franja de Gaza en la madrugada de este domingo causaron la muerte de dos personas, informaron fuentes palestinas.
Lea: Israel prohíbe la entrada a palestinos a la Ciudad Vieja de Jerusalén
El ejército israelí señaló que el objetivo del ataque era una fábrica de armas del grupo islámico Hamas y que era una respuesta a los dos cohetes disparados desde Gaza hacia el sur de Israel esta semana.
Una mujer embarazada y su hija, que se encontraban cerca del edificio, fueron identificadas como las víctimas.


gazaImage copyright Getty
Image caption El ataque aéreo destrozó la casa de una familia en Palestina, donde murieron una mujer embarazada y su hija.
Además de las dos muertes, personal médico del sector de Zeitun, al sur de Gaza, asegura que tres personas están atrapadas bajo los escombros de la casa bombardeada.

Coche bomba en Cisjordania

Por otro lado, en Cisjordania, la policía de Israel afirmó que una mujer palestina estalló un artefacto explosivo en un puesto de control.
La mujer fue detenida por la policía el domingo por la mañana, cerca del asentamiento israelí de Maale Adumim.
"Gritó ¡Allahu Akbar! (Dios es grande) y detonó el artefacto", relató una portavoz de la policía.
La policía de Israel agregó que la mujer que perpetró el atentado se encuentra en estado crítico y que una mujer policía también resultó herida durante el incidente.
"Frustramos un atentado de coche bomba", dijo el comandante de la policía Rafi Cohen. "No tenemos dudas de que la mujer era una terrorista que pretendía efectuar el ataque en Jerusalén", agregó.


coche bombaImage copyright Getty
Image caption "Gritó ¡Allahu Akbar! (Dios es grande) y detonó el artefacto", relató una portavoz de la policía.
Cohen también aseguró que había más explosivos en el vehículo, reportó Reuters.

Fin de semana sangriento

Otro portavoz de la policía de Israel, Micly Rosenfeld, comunicó que, entre el viernes y el sábado, ha habido otros dos ataques en Jerusalén.
En el último, cerca de la Puerta de Damasco, en la Ciudad Vieja de Jerusalén, tres policías resultaron heridos y el atacante murió de un disparo, dijo Rosenfeld.


manifestacion jerusalénImage copyright Getty
Image caption La escalada de actos violentos va en aumento.
Horas antes, la policía había matado a un adolescente palestino que, según la policía, atacó a dos israelíes con un cuchillo.
Y durante la noche, un palestino fue matado a tiros durante unos enfrentamientos en el Este de Jerusalén.
Además, el viernes, soldados israelíes mataron a seis palestinos en la frontera con la Franja de Gaza; el ejército dijo que trataba de dispersar a algunos manifestantes violentos.

Aumenta la tensión

Durante las últimas semanas, ha habido un incremento de las tensiones sobre el acceso a un sitio sagrado -tanto para judíos como para musulmanes- en el Este de Jerusalén.


gazaImage copyright Getty
Image caption Las protestas a favor de la paz continúan en Jerusalén.
Los palestinos temen que Israel modifique los acuerdos sobre la mezquita de Al-Aqsa/Monte del Templo, que los judíos tienen permiso para visitar, pero no para rezar.
El secretario de Estado de los EE.UU, John Kerry, dijo que siente una "gran preocupación", ante la situación y efectuó llamadas telefónicas tanto al primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, como al presidente palestino, Mahmoud Abbas.
En estas llamadas, que tuvieron lugar antes de los últimos ataques, Kerry destacó "la importancia de mantener el status quo en el mundo